Cuando los abuelos acuden al rescate: consejos para compartir el cuidado infantil entre generaciones

Aug 26, 2019

Muchos padres de niños menores de 5 años recurren a los abuelos para que los ayuden con el cuidado de los niños. Aunque es cierto que los abuelos suelen estar felices de poder ayudar —nuestra encuesta nacional de abuelos que se ocupan de cuidar a sus nietos mostró que 94% de ellos disfrutaban el rol de cuidadores. Sin embargo, hablar sobre las expectativas desde el principio puede ayudar a asegurar que este arreglo funcione bien. A continuación, algunos consejos acerca de lo que debe conversarse a fondo antes de compartir los cuidados.

¿Qué horario les conviene a los padres y a los abuelos? ¿En la casa de quién, qué horas?
Es importante fijar un horario que les resulte cómodo a los abuelos, porque cuidar a niños pequeños es un trabajo arduo. Encontrar un horario que sea conveniente para los padres y los abuelos significa mejores cuidados para los nietos.

Cuando se trata de las actividades cotidianas, puede ser de ayuda si los padres les avisan a los abuelos cuando van a llegar tarde (y ser puntuales en los días en que los abuelos no tienen flexibilidad porque tienen otros planes).

¿Cuál es nuestro punto de partida en cuestiones como la hora de acostarse, horario de comidas, disciplina y tiempo frente a la pantalla?
Setenta y uno por ciento de los abuelos nos dijeron que su propia experiencia de ser padres les da confianza en su habilidad para cuidar a sus nietos. Pero, algunos de los consejos para la crianza de los niños han cambiado en las últimas décadas (piense en los asientos de seguridad para los automóviles) y cada persona tiene su propio estilo de crianza. Los padres y los abuelos deben hablar acerca de sus expectativas con respecto a:

  • Horarios siestas y de irse a dormir (incluso las prácticas de sueño seguro )
  • Horarios de las comidas —qué y cuánto comerán los niños pequeños, además de otras reglas relacionadas con la comida (por ejemplo, el método de “comer todo lo que está en el plato” es algo que ya no se recomienda )
  • Métodos para fijar límites y disciplina
  • Pautas acerca del tiempo aceptable frente a una pantalla
  • Otras prácticas de crianza de los niños

¿Se les pagará a los abuelos por cuidar a los nietos?
Hablar sobre dinero es difícil. Lo entendemos. La verdad es que pocos abuelos reciben pago por cuidar a sus nietos, solamente un 22% de ellos, según nuestra encuesta sobre los abuelos. La mayoría de los abuelos describen el cuidado de sus nietos como gratificante de otras formas: poder pasar tiempo juntos regularmente (89%), poder influir en las primeras experiencias de la vida de los nietos (76%), y asegurarse de que reciben el mejor cuidado (74%). Pero, de todos modos, hablen sobre el tema. Esto es especialmente importante si los abuelos tienen dificultades económicas.

¿Cómo vamos a gestionar los desacuerdos?
En primer lugar, los desacuerdos son muy normales. En nuestra encuesta, 1 de cada 2 abuelos nos dijeron que no siempre están de acuerdo con los padres de sus nietos en cuestiones como manejo del comportamiento, horarios de dormir y de comer y otros temas. Si surgen desacuerdos, es conveniente recordar que ustedes están juntos en esta tarea, unidos por el amor de su pequeño.
Recuerde que no todas las reglas tienen la misma importancia. Tenga muy claro cuáles reglas son inalterables y cuáles son más flexibles. Por ejemplo, quizá el horario de la siesta sea una regla de los padres que no puede cambiarse, pero tal vez sean más flexibles cuando se trata de que el niño coma una galleta de vez en cuando.

¿Cómo nos comunicamos acerca de los cuidados?
Es muy útil que los padres sepan cómo pasaron el día sus bebés y niños pequeños —sobre todo cómo comieron, durmieron y, también, si hicieron popó. Asimismo, es útil que los abuelos sepan si el niño durmió bien la noche anterior o lo que comió antes de llegar a la casa de la abuela. (Un niño cansado y hambriento es un niño malhumorado).

¿Qué pasa en una emergencia (y lo que consideramos como una emergencia)?
Hablen acerca de los síntomas que podrían indicar que es necesario llamar o mandar un texto a los padres, qué síntomas significan que hay que llamar al médico, y cuándo deben los abuelos llamar de inmediato al 911. Los proveedores de atención médica pueden ser de gran ayuda para abordar este asunto, y suelen tener recursos que tratan el tema de “cuándo preocuparse” acerca de las enfermedades de un niño.

¿Cómo hablaremos de las dificultades y haremos cambios a los acuerdos?
Todo resultará más fácil si usted hace planes para examinar su acuerdo con regularidad —hasta una vez al mes, al principio. Empiece por expresar sus propios sentimientos —"Me gusta cuando tú…” o “Estoy preocupado por…”— y siga a partir de ahí. O pregunte qué puede hacer para facilitarle las cosas a la persona que cuidada del niño (padre o madre o los abuelos).
Lo más importante es que recuerde expresar su agradecimiento. Padres: podrían decirles a los abuelos que el arreglo de cuidado les ha simplificado la vida. Abuelos: podrían decirle a su hijo o hija adulto de qué manera cuidar a su nieto ha enriquecido su vida.

¿Dónde podemos encontrar información sobre la crianza?
Los padres nos dicen que la cantidad de información sobre la crianza que se encuentra en la web es abrumadora. Por eso, es importante encontrar una fuente confiable como www.zerotothree.org o www.healthychildren.org, que puedan consultar tanto los padres como los abuelos cuando surjan dudas acerca de la crianza.